Lo que los padres deben saber sobre las vacunas contra la COVID-19 en niños

Published on 
May 27, 2021

 

English | Español

What-To-Know-COVID-Vaccine.jpg

Encuentre las respuestas a las preguntas más frecuentes ahora que los grupos de personas más jóvenes son elegibles para recibir la vacuna.


Por Stephanie Cajigal

La posibilidad de vacunarse contra la COVID-19 parece ser lo mejor que ha ocurrido en mucho tiempo. Como la mayoría de los padres, probablemente se pregunte lo siguiente: ¿Qué pasa con los niños?

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, en inglés) de los Estados Unidos ha autorizado hasta ahora tres vacunas para proteger a las personas contra la COVID-19. La vacuna Pfizer-BioNTech está autorizada para personas de 12 años en adelante, mientras que las vacunas Moderna y Johnson & Johnson pueden administrarse a personas de 18 años en adelante.

Michael Smit, MD, MSPH, epidemiólogo del hospital y director médico de Prevención y Control de Infecciones de Children’s Hospital Los Angeles, respondió recientemente a preguntas sobre cómo será el calendario de vacunación para los niños menores de 16 años.

¿Cuándo podrían vacunarse los niños menores de 16 años contra la COVID-19? 

La vacuna de Pfizer fue autorizada por la FDA para uso de emergencia para niños de 12 años o más en los Estados Unidos a principios de mayo de 2021. Diversos fabricantes de vacunas están realizando actualmente estudios en niños de 12 a 15 años. También se han iniciado ensayos para comprobar la seguridad de la vacuna en niños de 6 meses a 11 años, así como en mujeres embarazadas. Una vacuna para niños de 5 a 11 años podría estar lista para el otoño de este año.

¿La dosis es diferente para los niños?

La dosis de la vacuna de Pfizer para niños de 12 a 15 años será la misma que la utilizada para personas de 16 años en adelante.

¿Afecta el tamaño o la edad de un niño su capacidad para recibir la vacuna?

Los científicos que estudian la vacuna han desarrollado vacunas que se basan en la edad y no en el tamaño. Los niños deben recibir la vacuna recomendada para su edad.

¿Cuánto dura la protección de la vacuna?

Todavía no sabemos la respuesta. Los profesionales médicos que han estudiado la vacuna creen que durará al menos un año.

¿Podría explicar brevemente lo que tiene que ocurrir antes de que la FDA autorice una vacuna?

Tiene que pasar por una serie de ensayos clínicos en los que se hacen pruebas para saber si la vacuna es o no segura y si es o no eficaz. A continuación, la vacuna pasa a los ensayos de Fase 3, en los que reclutan a numerosas personas del grupo de edad y demográfico representativo de la población a la que se pretende vacunar.

¿Por qué las vacunas tardan más en estar disponibles para los niños?

Es importante entender que los niños no son solo pequeños adultos. Su biología es diferente. En su mayor parte, los jóvenes de 16 años y los adolescentes mayores tienen más o menos la misma reacción inmunitaria a una vacuna que los adultos, pero los niños más pequeños pueden tener una respuesta inmunitaria muy diferente. Por eso la vacuna se está probando rigurosamente en grupos de niños de diferentes edades.

¿Afecta la vacuna los cuerpos en desarrollo de los adolescentes? ¿Podría hacer que no puedan tener hijos en el futuro?

Según el funcionamiento de esta vacuna, no nos preocupa que afecte al desarrollo de los niños o adolescentes. La vacuna no causará problemas con la capacidad de una persona para tener hijos (lo que se conoce como fertilidad).

¿Se puede vacunar a los niños con alergias o asma?

Los niños con asma pueden vacunarse. De hecho, recomendamos encarecidamente que se vacunen porque puede prevenir las complicaciones de una infección por COVID-19. Los niños que tienen una reacción alérgica grave a la primera dosis de la vacuna contra la COVID-19 o a uno de los ingredientes de la vacuna no deben recibirla. Hable con su pediatra si tiene dudas al respecto.

¿Hay algún medicamento o afección que haga que alguien no pueda recibir la vacuna?

Solo las personas que hayan tenido una reacción alérgica grave a una dosis anterior de la vacuna contra la COVID-19 o a uno de los ingredientes no deberían recibir la vacuna contra la COVID-19.

¿Tiene la vacuna contra el COVID-19 algún conflicto con alguna otra vacuna que todavía necesiten recibir mis niños?

La vacuna contra el COVID-19 se puede administrar al mismo tiempo que otras vacunas en el calendario sistemático de vacunación. Es importante que sus niños mantengan todas sus vacunas al día.

Si los niños no pueden vacunarse hasta dentro de un año, pero todos los que los rodean están vacunados, ¿están más seguros que antes? 

El concepto al que nos referimos es el de inmunidad de rebaño o comunitaria, según el cual un determinado porcentaje de la población ha tenido la enfermedad y se ha recuperado con inmunidad o ha recibido una vacuna que impide la propagación de la enfermedad. Si se vacuna al mayor número posible de adultos, podríamos crear un capullo protector en torno a los niños más pequeños, de modo que, si alcanzamos un determinado porcentaje, podremos proteger a los niños más pequeños que aún no pueden vacunarse.

¿Es factible la inmunidad de rebaño para el otoño de este año?

Dado que se trata de una enfermedad nueva, no estamos seguros de qué porcentaje de la población debe tener inmunidad para lograr la inmunidad de rebaño. Los expertos han especulado que entre el 70 % y el 85 % de la población tendría que estar vacunada. Si hay muchas personas que deciden no vacunarse, eso podría ser un problema porque seguiría habiendo transmisión en la comunidad.

¿Por qué es importante que se vacune el mayor número de personas posible?

Un alto porcentaje de vacunaciones nos ayudará a conseguir la inmunidad de rebaño. También tenemos que interrumpir la transmisión de esta enfermedad en la medida de lo posible debido a las mutaciones y variantes sobre las que puede haber leído en las noticias. Siempre existe la posibilidad de que cuando hay mutaciones y variantes en virus como este, se vuelvan más fáciles de propagar o más mortales. Cuanto más rápido podamos interrumpir la transmisión de este virus, menos probable será que esas mutaciones y variantes aumenten y se propaguen.

¿Cuándo podremos saber si las vacunas de Moderna, Pfizer-BioNTech o Johnson & Johnson evitan que la gente transmita el virus?

Las vacunas proporcionan una muy buena protección contra la aparición de síntomas graves de COVID-19. Lo que no sabemos es cuántas personas totalmente vacunadas pueden ser portadoras del virus sin presentar síntomas. Los estudios están analizando esto ahora mismo. Supongo que en los próximos meses tendremos más información.

Moderna y Pfizer-BioNTech utilizan ARNm en sus vacunas, mientras que la de Johnson & Johnson utiliza una tecnología vírica más tradicional. ¿Hasta qué punto es segura una vacuna de ARNm para los niños?

Los estudios demuestran que la vacuna de ARNm es segura en niños mayores de 12 años.

La vacuna de ARNm da instrucciones a nuestras células sobre cómo fabricar una proteína inofensiva que es exclusiva del virus. Una vez que las células hacen copias de la proteína, solo destruyen el material de la vacuna. Su organismo reconoce esta proteína, reacciona ante ella y crea una respuesta inmunitaria. Esa respuesta inmunitaria le da anticuerpos y protección contra la COVID-19. Es importante saber que no es una vacuna que se integre en su ADN.

¿Qué deben saber los padres de los adolescentes que pueden recibir la vacuna contra la COVID-19 sobre los efectos secundarios?

Los efectos secundarios pueden variar de una persona a otra. Los efectos secundarios, o lo que también se conoce como reacciones adversas, son los mismos para los jóvenes de 12 a 18 años que para los adultos. Entre ellos se encuentran dolor en el brazo o en el lugar de la inyección, dolores o fiebre en las 24 horas siguientes a la aplicación de la vacuna. Algunas personas pueden tener fiebre alta y sentirse adoloridas y cansadas durante un par de días, pero estos casos son menos frecuentes.

¿Cuáles son los síntomas habituales de los adolescentes normales y sanos que se infectan con la COVID-19?

La COVID-19 puede afectar a los adolescentes normales y sanos de la misma manera que puede afectar a los que tienen afecciones. Los síntomas de la infección en los adolescentes pueden variar. Algunos no tienen ningún síntoma, y otros tienen síntomas graves que pueden poner en peligro su vida.

¿Por qué es importante seguir protegiendo a los niños del nuevo coronavirus?

Aunque los niños que contraen la COVID-19 tienden a tener una enfermedad menos grave que los adultos, hay niños que contraen una enfermedad grave y acaban conectados a respiradores artificiales. Y hay niños que mueren por ello. Además, hay una afección secundaria que puede ocurrir en niños después de tener COVID-19 llamada síndrome inflamatorio multisistémico pediátrico (MIS-C, en inglés). Entre dos y ocho semanas después de haberse infectado con el coronavirus, algunos niños tienen respuestas inmunitarias que muestran cantidades masivas de inflamación; tienen los ojos rojos, los labios rojos y agrietados y algunos tienen daño en el corazón. Queremos reducir la propagación en los niños en la medida de lo posible, porque si se desarrollan esas complicaciones después de contraer la COVID-19, se pueden tener problemas de salud de por vida.

Todavía no estoy seguro de si debo vacunar a mi niño. ¿Los adolescentes sanos infectados con COVID-19 necesitan ser hospitalizados alguna vez?

Más de la mitad de los niños infectados con COVID-19 son adolescentes de 12 a 18 años. Pueden tener síntomas graves y potencialmente mortales al igual que los adultos. La vacuna lo protegerá de las complicaciones potencialmente mortales de la COVID-19, puede proteger a las personas que lo rodean y le permitirá realizar más actividades como antes de la pandemia. Para obtener más información al respecto de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, haga clic aquí.

¿Cómo puedo obtener una cita para que mi niño reciba la vacuna contra la COVID-19 en CHLA?

Para programar una vitas para recibir la vacuna, los pacientes actuales de CHLA deben ponerse en contacto con su proveedor de atención de CHLA. Si sus niños no son pacientes actuales, puede programar una cita para que se vacunen en CHLA en el sitio https://myturn.ca.gov/.

 

Sepa cómo Children’s Hospital Los Angeles mantiene seguros a los pacientes, las familias y al personal.


Contenido relacionado